Image default
Críticas de Películas

Crítica de «John Wick 4», Keanu Reeves y el mejor cine de acción de la última década – Secondmgn

martes 21 de marzo de 2023

John Wick (Keanu Reeves) no es un personaje complejo o elocuente, pero es completamente inextricable de las películas que llevan su nombre, pues la precisión, ingenio y elegancia con la que están orquestadas reflejan la de su héroe en acción.

Estas películas son, sencillamente, el mejor cine de acción de la última década, o para el caso del siglo. Sus escenas de acción son creativas, aprovechando impecablemente los espacios. La dirección es clara. El ritmo es enérgico. El montaje es práctico y no efectista; en vez de ofuscar el movimiento lo realza. No sólo son sus secuencias técnicamente impresionantes, también son tensas, estéticas, cómicas, a veces todo dentro de un único plano ininterrumpido, haciendo malabares sobre la cuerda floja que separa lo plausible de lo ridículo.

Como siempre, la trama de la película arranca casi inmediatamente donde la anterior dejó las cosas picando; de hecho todas parecen transcurrir en cuestión de semanas, inventando consecuencias para las acciones de su héroe que nunca termina de saldar.

Llamarla trama es quizás demasiado. John Wick continúa siendo cazado por una red internacional de asesinos y mercenarios – cada uno fetichizado con un nombre estrambótico y modus operandi aún más estrambótica – mientras busca a la vez librarse para siempre de la influencia de la Orden Suprema. Qué o quién es la Orden Suprema nunca queda del todo claro en cuatro películas, pero es paródicamente religiosa, celebrando cada intercambio entre creyentes con la solemnidad de una misa y excomulgando a infieles como Wick a violentos purgatorios.

Lo que John Wick 4 (2023) tiene con abundancia es estilo: convierte cada locación en un “nivel” con una atmósfera particular, desde el barroco francés al futurismo de neón japonés, pasando por hoteles y discotecas cuya arquitectura y fluidez las asemeja a instalaciones de arte moderno, aprovechando al máximo cada espacio (una secuencia en París pasa lista a los grandes hitos de la ciudad, implementando genialmente el tráfico entorno al Arco del Triunfo y las escaleras de Montmartre hacia Sacré Coeur). La última hora es un banquete de acción, con homenajes extendidos al film The Warriors y el juego Hotline Miami.

Sumando un elenco divertido (Donnie Yen, Shamier Anderson, Bill Skarskard y Clancy Brown) arriba de los impecables Laurence Fishburne, Ian McShane y el recientemente fallecido Lance Reddick, en uno de sus últimos roles, John Wick 4 es un clímax divertidísimo que se permite todos los gustos. Y por primera vez desde 2014 la serie se anima a concluir la historia más o menos definitivamente. Es un final digno, aún si la noción de finalidad es antitética para una leyenda tan implacable como John Wick.

Artículos Relacionados

Crítica de “Cuando acecha la maldad”, la película argentina que revoluciona la taquilla

Admin

Crítica El Exorcista Creyente (2023): Película de terror

Admin

Crítica de “Rápidos y Furiosos 9” o la inexplicable continuidad de una saga inagotable

Admin
Cargando....